viernes, 20 de abril de 2012

Alcalde Alexis Perez continua con la idea de canalizar el Rio Camu para su beneficio

.

LA VEGA, República Dominicana.- En La Altagracia, un barrio a orillas del río Camú, en La Vega, esa gente pobre y llena de miseria no sabe que es rica y que tiene al alcance de sus manos algo que millonarios como el síndico, Alexis Pérez, y su socio, Juan Vásquez, desean: valiosísimo material de construcción, el cual extrajeron entre septiembre y noviembre del año pasado y desean seguir extrayendo. El problema de esa gente paupérrima es que no tiene volquetas ni retroexcavadoras para aprovechar a sus anchas esos materiales, sino un rancho a punto de ser barrido por el río.

Transváz y/o Alexis Perez (como figura el síndico en las obras asignadas por el Ministerio de Obras Públicas) se la han ingeniado para seguir interviniendo el río Camú, a pesar de que el 9 de noviembre de 2011 se detuvo la extracción de material del afluente por la presión generada en amplios sectores de la opinión pública y ambientalistas que entendían el objetivo era más mercurial que para preservar la vida y los bienes de las personas que viven en las márgenes.

En septiembre del año pasado se realizó una reunión con los residentes en el barrio La Altagracia, uno de los afectados por las crecidas del Camú, pero no el único, aunque es el que está donde se acumulan los bancos de arena y piedra en el río. En esa reunión, según los moradores, Alexis Pérez anunció con bombos y platillos que un ingeniero, venido como del cielo, se había ofrecido a engavionar el río sin costo alguno, aunque después se dijo que había 106 millones de pesos para ese trabajo. Resulta, que ese ingeniero venido del cielo, era nada más y nada menos que Juan Vásquez.

Vásquez, junto a Alexis Pérez -quien junto a su hermano maneja una empresa que ha destruido las montañas de Los Bayacanes, en La Vega, ante las narices de las autoridades locales de Medio Ambiente- es el dueño de Transvaz, la empresa que sin licitación le fue adjudicada la canalización del río Camú y que estuvo siete (7) semanas trabajando día y noche sacando material del río en volquetas, y que cuando supuestamente se emitió una orden de paralización de los trabajos, tras la reprimenda del arzobispo de La Vega, se retiró, pero volvió camuflado en un engavionamiento del río que no fue tal.Leer mas


.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comenterio y lo que te interesa saber.